Debate electoral

Jueves 12 de Enero del 2017
ISELA GUADALUPE URIBE ALVARADO

Acceso a la información

LEY General de Transparencia y Acceso a la Información Pública, publicada el 5 de mayo de 2015, y Ley de Transparencia y Acceso a la Información Pública del Estado de Colima, publicada el 30 de mayo de 2016, buscan promover, fomentar y difundir la cultura de la transparencia, en el marco del ejercicio de la función pública; difundir el acceso a la información de los sujetos obligados, así como a la rendición de cuentas por medio del establecimiento de políticas públicas y mecanismos que garanticen la publicidad de información oportuna, verificable, comprensible, actualizada y completa.

La Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, la norma máxima en nuestro país, establece que el acceso a la información se reconoce como el derecho garantizado por el gobierno, de todos los ciudadanos y habitantes del país a conocer, ya sea de manera activa o pasiva, la información que producen y poseen las entidades públicas.

Este derecho lo encontramos en el artículo 6 constitucional, el cual establece que la manifestación de las ideas no será objeto de ninguna inquisición judicial o administrativa, sino en el caso de que ataque a la moral, la vida privada o los derechos de terceros provoque algún delito o perturbe el orden público; el derecho de réplica será ejercido en los términos dispuestos por la ley. El derecho a la información será garantizado por el Estado.

Toda persona tiene derecho al libre acceso a información plural y oportuna, así como a buscar, recibir y difundir información e ideas de toda índole por cualquier medio de expresión. El Estado garantizará el derecho de acceso a las tecnologías de la información y comunicación, así como a los servicios de radiodifusión y telecomunicaciones, incluido el de banda ancha e internet para tales efectos, el Estado establecerá condiciones de competencia efectiva en la prestación de dichos servicios.

A nivel internacional, el acceso a la información está amparado como un Derecho Humano reconocido a nivel global, consignado en el artículo 19 de la Declaración Universal sobre Derechos Humanos, el cual protege de manera explícita e incondicional el derecho de los ciudadanos a la información. Esta protección, además, está consignada en el Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos (PIDCP), que en su artículo 19 establece que el derecho a la libertad de expresión incluye no sólo la libertad de “difundir informaciones e ideas de toda índole”, sino también la libertad de “buscar y recibir ideas sin consideración de fronteras”, a través de cualquier medio.

Resulta fundamental para todo sistema democrático ejercer el derecho de acceso a la información de cualquier autoridad, entidad, órgano u organismo, que reciba y ejerza recursos públicos. El acceso a la información fortalece y enriquece la cultura ciudadana. En la medida en que nos informamos y tengamos pleno conocimiento de todo aquello que como sociedad requerimos, fortalecemos también la cultura democrática.

Necesitamos estar informados, tener acceso a todo tipo de información que sea pública y que lo establezca la norma, con el objetivo de tomar las mejores decisiones para elegir a nuestros gobernantes, para conocer lo que hacen y dejan de hacer los gobiernos en turno. El tener acceso a la información contribuye también a ser fiscalizadores del cumplimiento de lo público, para saber lo que sucede en cualquier ámbito que impacte la estructura social; ese es el punto.

Hagamos uso a plenitud del derecho de acceso a la información que tenemos. La cultura del rumor dejémosela de lado e informémonos con fuentes reales y fidedignas. Exijamos a que la información pública cumpla con los principios de transparencia, buena fe, no discriminación, calidad, divulgación proactiva y responsabilidad en su uso. Eliminemos todo tipo de interpretaciones y rumores que no le abonan a fortalecer y transitar hacia una cultura ciudadana bien informada. Informémonos, pues, de manera responsable, como parte de un compromiso social y ciudadano.

 

*Consejera del IEE

consejera.isela@ieecolima.org.mx

Protegemos su pago con los métodos más seguros: