Oráculo político

Jueves 18 de Mayo del 2017
PEDRO CASTILLO VALDEZ

Cachorritos

EN este mismo espacio, cuando se dieron los cambios de las dirigencias municipales del PRI en el estado, hicimos referencia sobre la buena decisión de este partido al impulsar a los jóvenes, pero también afirmamos que si éstos no eran acompañados de experiencia y oficio político para tejer las entrañas partidistas, serían un rotundo fracaso.

El tiempo ha venido dándome la razón sobre lo antes mencionado en algunos municipios, como, por ejemplo, Colima, Coquimatlán y Manzanillo, donde en el caso de la capital, quien fuera el dirigente, Luis Javier Siordia, ya renunció a esa encomienda para atender mejor sus asuntos personales en los negocios; durante su efímero lapso como dirigente, nunca emitió una opinión política respecto al Ayuntamiento capitalino, y uno de sus logros más importantes fue haber dividido más al partido.

En Coquimatlán, Vanessa Hernández no ha podido representar una verdadera oposición en su municipio, a pesar de que el actual alcalde panista ha venido haciendo un pésimo papel, incluyendo actos de corrupción. La dirigente tricolor reina por su ausencia, aunado a ello, no ha logrado conjuntar a la militancia en torno a un proyecto político rentable para las elecciones de 2018.

Por el lado de Manzanillo, el joven empresario nacido en cuna de oro, Rubén Álamo, ha perdido la cabeza respecto a la brújula de la política en el puerto, la cual se cuece aparte del resto del estado; de entrada, debería de aprender un poco de historia y darse cuenta que el PRI está desahuciado desde hace 14 años, y no ha sido así por ser buena gente, sino que su lapidaria situación es resultado de los errores cometidos por los propios priistas, yerros que el joven Álamo está cometiendo de la misma manera que sus antecesores, de quienes ha adoptado la sed de venganza en contra de quien hoy, gracias a su decisión, les permite por lo menos respirar como priistas en un estado donde el PAN arrasó en las pasadas elecciones. Gracias a Virgilio Mendoza, a quien hoy agrede, es que el Revolucionario Institucional pudo conservar la gubernatura.

En reciente entrevista, el dirigente puberto del tricolor tuvo la “sensacional” visión e idea de destapar como candidatos de los distrito XII y XIII, a Pico Zepeda y Fernando Morán, respectivamente, personajes que representan lo más rancio del tricolor en el puerto, con sus antecedentes de serviles al anguianismo, tan es así, que Morán, actual regidor de la comuna, es compadre del ex gobernador.

Con este rotundo desconocimiento sobre la política y su nulo trabajo, Rubén Álamo ha tomado una decisión equivocada, al querer golpear por todos los medios disponibles a quien se vislumbra como el nuevamente presidente municipal, Virgilio Mendoza, en una alianza entre el Verde Ecologista y el tricolor; pero debe entender el junior de la política que esta decisión no está basada en una idea disparatada o por un capricho personal, sino que es con base en un compromiso político asumido por el primer priista del estado, Nacho Peralta, y el propio diputado federal, Virgilio Mendoza.

Si Rubén cree que pegándole a Virgilio podrá sacar raja política, se equivoca, y más cuando en la dinámica del priismo la institucionalidad es la base para crecer en dicho partido; si no le gusta eso, entonces para qué es priista y para qué aceptó ser dirigente de ese partido, pues lo único que han logrado sus actitudes es defenestrar la figura del Gobernador, al retar su poder político. Mejor que se regrese a sus negocios de la construcción. ¡Despierta, Colima!

 

CLARABOYAS

 

1.- Pésame Externo mis condolencias y deseo pronta resignación a la alcaldesa de Manzanillo, Gaby Benavides, y su familia, por el lamentable fallecimiento de su padre.

2.- Omiso El alcalde de Colima, Héctor Insúa, durante su comparecencia en el Congreso del Estado, respecto al tema de la inseguridad que azota en el municipio que gobierna, se dedicó a decir que no es su responsabilidad la seguridad pública. Deberían de obsequiarle una Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, para que por lo menos se digne leer el artículo 115. Y si después de leerlo sigue omitiendo su responsabilidad, es que ya estamos frente a un caso de demencia.

¡Hasta la próxima!

 

Facebook: Pedro Prole Castillo

Twitter: @pfedrie

Protegemos su pago con los métodos más seguros: