Destitución de Fiscal electoral

Martes 31 de Octubre del 2017
RAYMUNDO GONZÁLEZ SALDAÑA

TREMENDO ha sido el escándalo que se suscitó en torno a la destitución del Fiscal de Delitos Electorales, Santiago Nieto, que hiciera el encargado del Despacho de la Procuraduría General de la República, Alberto Elías Beltrán. Según el subprocurador Jurídico y de Asuntos Internacionales de la PGR, el titular de la Fepade incurrió en desatención del Código de Conducta de la PGR, al ventilar averiguaciones previas a los medios de comunicación.

La aparente conducta “impropia” del destituido Santiago Nieto, se motivó debido a tan sólo 2 días de que reveló a un diario de circulación nacional, que el cercano colaborador del presidente Enrique Peña Nieto y ex director de Pemex, Emilio Lozoya Austin, le había presionado a través de una carta, para que éste lo deslindara de los presuntos desvíos de dinero a favor del PRI en la campaña electoral de 2012, con dinero proveniente de sobornos que Lozoya recibió de la poderosa transnacional petrolera brasileña Odebrecht.

Recordemos que el ex titular de Petróleos Mexicanos fue acusado, hace unos meses, por tres altos ex funcionarios de la mencionada empresa brasileña: Luis Alberto de Meneses, Luis Mameri e Hilberto da Silva, quienes mencionaron al Supremo Tribunal Federal de Brasil las cuentas bancarias, los nombres, los montos de los depósitos y todo detalle que consta en el proceso penal 6655, correspondiente al caso. Según la investigación, el monto del soborno fue por 10 millones de dólares, a cambio de un jugoso contrato multimillonario para ejecutar obras en la refinería de Tula, Hidalgo.

La destitución del titular de la Fepade debe ser ratificada o revertida por el Pleno del Senado de la República. Es por ello que los senadores del PRI y Verde Ecologista han mostrado su clara intención de concretar la destitución del Fiscal electoral “incómodo” para sus intereses. En cambio, el resto de los senadores de oposición, es decir, los del PAN, PRD, PT e incluso los de Morena, se oponen a que se concrete tal acto.

Sin embargo, no podemos perder de vista que en el Senado de la República se respira un fuerte olor a deslealtad, precisamente de cinco integrantes de la bancada del PAN. Se trata de los aun senadores panistas Ernesto Cordero, Javier Lozano, Roberto Gil, Salvador Vega y Jorge Luis Lavalle, que hace unas semanas ya habían enseñado el cobre, dejando muy claro que no respetarían los acuerdos suscritos por su grupo parlamentario y los de su propio partido, el PAN.

La moneda está en el aire, y la decisión sobre el futuro inmediato del Fiscal para la protección de delitos electorales, Santiago Nieto, depende del forcejeo que se dé al interior del Senado. El punto central es que una postura es afín al Presidente de la República y representa el intento de dar impunidad al ex director de Pemex, que aparentemente financió campañas a su partido, el PRI, en 2012, con dinero producto de vergonzosos sobornos; y la otra defiende la restitución del titular de la Fepade, y con ello la no intromisión del Estado en la vida interna de los órganos electorales. Veremos muy pronto el desenlace de este importantísimo caso.

 

EL PAN EN COLIMA

 

Se acerca el momento para que la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación determine, de manera definitiva, quién deberá conducir los trabajos del PAN en Colima durante el proceso electoral 2018, que por cierto, ya arrancó. Ya sea con Julia Jiménez o con Enrique Michel, es imperativo que los panistas de Colima empiecen el trabajo a marchas forzadas, pero de manera estratégicamente ordenada.

De cualquier forma, muy poco es lo que el Comité Estatal podrá hacer respecto a la designación de los cuadros que participarán bajo las siglas de Acción Nacional. Hay que recordar que esta facultad corresponde a la Comisión permanente del Consejo Estatal, y ésta ya demostró que se rige de manera independiente a la voluntad de la dirigencia estatal.

 

*Consejero político del PAN/ Director de Mantenimiento de Obras Públicas del Ayuntamiento de Colima

Protegemos su pago con los métodos más seguros: